Entradas

Noticieros: cambios innecesarios

Imagen
Por: Antón Vélez Bichkov 
Vasta experiencia tiene la TVC en esta práctica. Con tantas cosas que valdría la pena ajustar, la televisión suele cambiar aquello que no lo amerita, mientras sigue fiel a opciones que lo piden a gritos. La última ha sido la sustitución de la emisión del cierre del NTV por un Caribe Noticias aún demasiado verde para salir en señal abierta.

¡Qué elemento!

Imagen
Por: Antón Vélez Bichkov
Las apariencias engañan. ¿Quién iba a decir que un teatro repleto de viejitas ‘venerables’ se iba a rendir ante el humor más que verde de Mariconchi?

La matemática de Buena fe

Imagen
Por: Antón Vélez Bichkov  

La falta de una crítica más seria y sistemática de música, se hace evidente, cuando leemos las loas a Buena fe. No que sea tendenciosa y cruel como la brasileña, pero sí menos 'complaciente'. Una letra enrevesada, no necesariamente es una letra buena. No todo lo que se resuelve en los predios de la timba, refleja, necesariamente, sabor popular o cubanía. Tanta responsabilidad que han echado sobre los hombros de la música. Tanta música mala que se hace. Y nadie parece decirlo...

Una buena crónica...

Imagen
La radio cubana está urgida de libretos, pero no hace mucho para procurarlos. En tal contexto, no ha quedado más remedio que echar mano a viejas novelas y hacer refritos - 'remakes', dicho con mayor elegancia.
Debidamente 'asesorados', sin los contratiempos, ni veleidades del proceso creativo, son guiones 'prêt-à-porter', listos para grabar. Mejor, sólo una reprís, pero no siempre las cintas existen o están en condiciones óptimas.
Poquísimos autores, creo yo, han tenido tanta suerte como Joaquín Cuartas, maestro del melodrama radial, de ver sus obras realizadas una y otra vez. Fuera de Cuba, sólo Delia Fiallo. Dentro, sólo él.
El rey de las versiones tiene ahora al aire Crónica social, una seductora radionovela que ha sabido sobreponerse a todos los escollos que le han quitado brillo a la producción dramática de la radio en Cuba.

La Valdés: ¡ay Mamá Inés!

Imagen
Por: Antón Vélez Bichkov
“¡Ay, mamá Inés!” hay que exclamar cuando oímos el tema de E. Grenet en voz de Yanet Valdés (o sencillamente La Valdés). Yanet, una cantante hecha más que establecida (difícil establecerse en estos días a partir de presupuestos de calidad), se presentó la noche de este domingo 6 de noviembre en la Fábrica de Arte Cubano (FAC), cercada de buenos músicos y buenos números musicales.

Sonando en Cuba: La ganadora y algo más

Imagen
Por: Antón Vélez Bichkov

Bueno ¿qué decir? ayer Yulaisi ‘me convenció’. Luego de verla gritar casi todas las canciones que encaró durante el programa, me pareció que en la Gala final lo había hecho muy bien. Hasta que volví a verla – ahora sin la sombra de la adrenalina y el momento – y confirmé todas mis ideas a su respecto.
Potencia tiene. Entonar, entonan muchos. Ya INTERPRETAR... umm, eso es cosa de grandes ligas (si me permiten el cliché medio callejero). Salvo la capacidad de enfrentar este popurrí – bien pensado aunque me suene a ‘Noche cubana’ de cabaret – con la ‘bomba’ que últimamente se ve y confunde como ‘cantar bien’, no pienso que tenga para ser LA VOZ (nueva o de oro, qué sé yo) de la música popular cubana.

Vuelve a caer el Imperio

Imagen
Por: Antón Vélez Bichkov
Imperio volvió a caer en el tedio. A diferencia de su primera etapa, que iba de la frialdad al bostezo, en estos últimos capítulos la trama no para. Intrigas y más intrigas, agudizadas tras la presunta muerte del Comendador, no nos dan respiro.
Nada mejor en un folletín explícito, que no busca enmascarar sus credenciales novelescas. Pero algo sigue faltando en esta historia que mejoró sustancialmente a partir del episodio # 62, mas después de transcurridas otras 73 entregas, de nuevo empieza a hastiarnos.

Un premio para Francisco…

Recibe Frank Padrón premio de ensayo UNEAC 2016
No todos saben que se llama Francisco, pero todos de un modo u otro lo conocen. Francisco Eduardo Padrón Nodarse – Frank, para nosotros – ya es casi de la familia. De nuestra América (miércoles, cerca de las 10 por CV) o Brasil (los sábados de verano, por el Educativo 1, a las 4) lo acercan a la ‘masa’ que no necesariamente lo sigue en Juventud Rebelde o Trabajadores, con cuyas páginas colabora haciendo reseñas culturales. 
Pero su mérito va más allá de la fama mediática que lo acompaña hará unos quince años. Antes de entrar en la TV tenía una carrera sólida en el campo de la crítica al que se sumó su veta literaria, que más que despertar en los 2000, sólo entonces encontró el canal y la difusión que todo autor desea.
Casi quince libros tiene. De los más variados temas que van desde su especialidad: el cine, hasta ¡la culinaria! (¿quién lo diría?) pasando por la poesía – que muchos visitan, pero pocos llegan a conocer – y la literatura (ho…

Sonando en Cuba 2: mejor, pero le falta…

Imagen
Por: Antón Vélez Bichkov
La‘isla de la música’ parece que no da tantos frutos. Si tras hora y media de programa (y antes una ‘rigurosa’ eliminatoria que excluyó miles de candidatos) nada consigue ‘sorprender’ es que la salud de la música no anda tan bien como nos dicen. 
Con los mismos postulados, aunque con volúmenes más modestos (ahora todo se graba en los estudios Abdalah, no en Pabexpo, como parece que grabaron la primera, no hay visitas a las casas, ni largas giras por provincia) Sonando en Cuba, abre su diapasón de géneros en la segunda temporada y presenta, vale la pena decirlo, concursantes más pulidos que se acercan algo a la categoría de ‘escogidos’.

La sal del paraíso o donde dije digo, digo ¡Diego!

O vista hace fe: extractos de opiniones contradictorias de un crítico
Por: Antón Vélez Bichkov
Hace poco hablé de la crítica pretenciosa y malfundamentada. Se me olvidó, no obstante, hablar de la crítica desmemoriada o de cómo es preciso hacer malabares para siempre caer de pie.
Joel del Río, geógrafo, devenido ‘especialista en medios’, por las artes de la determinación y también del azar – como él mismo ‘confesara’ semanas ha en el programa de Irela – sin verla se ha metido en la polémica de La Sal del Paraíso.
Y no sé si tenga que decirles de qué lado se puso el crítico. Lo que Joel piensa nos lo sabemos de memoria. Lo leo desde la adolescencia y cansado estoy de entender ¡que a él no le gustan las telenovelas! 
Triste encargo, entonces, el tener que analizarlas para, generalmente, dejar caer la guillotina (y si son brasileñas más… increíble, pero cierto, hasta en eso el regusto patriotero se sale y es capaz de descaracterizar a un menguado, pero competente Aguinaldo Silva y exaltar a …